Los mejores prismáticos astronómicos para ver las estrellas

Los mejores prismáticos astronómicos para ver las estrellas

Los prismáticos son el mejor amigo de un aficionado a la astronomía. Son económicos, fáciles de usar y transportar y nos permiten disfrutar de la observación de un cielo estrellado. Pero, ¿cuáles son los mejores prismáticos astronómicos? Atento a nuestras recomendaciones.

Características de unos buenos prismáticos astronómicos

¿Cómo saber si unos prismáticos son buenos para astronomía? ¿En qué me tengo que fijar? ¿Qué significan los números que vienen? Te contamos todo lo que tienes que saber para elegir unos buenos prismáticos astronómicos.

Aumentos recomendables para astronomía

Los aumentos son el primer numerito que aparece en la descripción de unos prismáticos. Lógicamente, a mayor aumento, más notaremos las vibraciones y el temblor de nuestro propio pulso. Por otro lado, a mayor aumento, menos campo de visión tendremos y menos trozo de cielo veremos. Por eso, no es recomendable obsesionarse con los aumentos si queremos usar los prismáticos para la astronomía. Y, como siempre decimos en nuestros cursos de astronomía, lo más importante no son los aumentos, sino la apertura. A fin de cuentas, ver un planeta con 7x o con 20x no tiene mucha diferencia. Si realmente queremos ver planetas con detalles necesitaremos un telescopio que al menos nos de 100x.

Los prismáticos astronómicos los destinaremos a observar grandes cúmulos de estrellas y constelaciones, y pasaremos horas y horas tumbados disfrutando del cielo estrellado. Pero no son instrumentos que nos vayan a ofrecer detalles en planetas o cosas que requieran de gran aumento.

En general, conviene no pasarse. Entre 7x y 15x suelen ser más que suficiente para cualquier prismático astronómico. Y, lo que sí recomendamos, es que no tengan zoom. El zoom está muy bien para observación terrestre pero, si queremos ver las estrellas, no nos aportará nada y nos restará nitidez.

prismaticos-astronomicos

Apertura mínima para astronomía

La apertura mide el diámetro de la lente y se expresa en milímetros (mm). Es, en general, el segundo número que aparece en la descripción de unos prismáticos.

A mayor diámetro, más luminosidad y, por tanto, más estrellas llegaremos a ver. Por eso, para usar unos prismáticos para observar las estrellas, suele existir consenso en que lo mejor es que tengan una apertura de 50 mm. Más grandes, pesarán más y serán más incómodos de usar, por lo que seguramente necesitaremos un trípode. Más pequeños, quizá se nos queden cortos si y no veamos muchas estrellas.

Pupila de salida de unos binoculares astronómicos

Al dividir la apertura entre los aumentos obtenemos lo que conocemos como “pupila de salida”. Este concepto mide el diámetro del cono de luz que sale del prismático y que nos llega al ojo. Por tanto, si lo que queremos es aprovechar toda la luz que cogen los prismáticos, nos interesa que nuestra pupila tenga un mayor diámetro que la pupila de salida. De otro modo, parte de la luz que recoge el prismático no nos entraría al ojo y no serviría de nada.

pupila-de-salida

La capacidad de dilatar la pupila es algo que, por desgracia, vamos perdiendo con la edad. En general, la pupila de un adulto medio se dilata hasta unos 5 mm en condiciones de oscuridad, mientras que los niños pueden dilatar hasta 7 o 8 mm y los más mayores quizá solo lleguen a dilatar 4 mm. Por eso, es importante que nuestros prismáticos astronómicos no tengan una pupila de salida muy grande, y se suele recomendar que sea como mucho de 5 mm. Dicho de otro modo, los mejores modelos en cuanto a pupila de salida serán los 8×40, 10×50, 12×60, 15×70, 20×100.

Mejores lentes y tratamientos ópticos

Otro factor que solemos mirar a la hora de decidirnos por unos prismáticos son sus lentes y sus tratamientos ópticos. En general, los prismáticos pueden montar tres tipos de prismas. En orden de calidad encontramos: Bak-9, Bak-7 y Bak-4.

Además de la lente, influye también sus tratamiento óptico. Por eso, encontramos prismáticos Coated, Fully-Coated, Multi-Coated, o Fully Multy Coated, siendo estos últimos los mejores. En los Fully Multi Coated todas las superficies ópticas están tratadas con múltiples capas de un compuesto químico, llegando a ofrecer una transmisión de luz del 90 al 95%. El resultado es una imagen más luminosa y con máximo contraste. 

Los mejores prismáticos para astronomía

A continuación os recomendamos los mejores prismáticos para astronomía en función del uso que queramos darles. Piensa qué uso les vas a dar, dónde los vas a usar, y luego decide marca y modelo en función de tu presupuesto. Nosotros te damos varias opciones desde solo 50 €.

Para usar a pulso: 10×50

Los prismáticos que todo aficionado a la astronomía debiera tener son unos buenos 10×50. En esto no hay discusión. Ahora bien, dependiendo de nuestro presupuesto, tendremos unas opciones u otras.

Para los que buscan relación calidad/precio y no tienen un gran presupuesto, los mejores prismáticos astronómicos son estos Bresser Hunter 10×50. Prismáticos buenos, robustos, fáciles de usar y perfectos para iniciarse en la observación del cielo sin gastar mucho dinero. Unos buenos prismáticos que puedes conseguir por unos 50€ en Amazon

Si eres más exigente y no te importa gastar algo más, estos Olympus 10×50 son ideales para ti. Si ya tienes experiencia en la observación del cielo y sabes que les vas a sacar partido, no lo dudes, son unos prismáticos fantásticos por menos de 100€.

Para un cielo realmente oscuro: 7×50

Si tienes un cielo realmente oscuro y buena visión nocturna, te recomiendo pasar a unos 7×50. Son prismáticos que ofrecen algo menos de aumento pero que ganan mucho en comodidad a la hora de observar, ya que ofrecen un mayor campo de visión. Este tipo de prismáticos tienen una pupila de salida de 7 mm, por lo que solo son recomendables para lugares realmente oscuros, donde nuestra pupila pueda dilatarse al máximo, y para personas con buena adaptación a la oscuridad. En este sentido, hay que recordar que cuanto más jóvenes seamos, más se dilata nuestra pupila y mejor vista tendremos en condiciones de poca luz.

Bresser Binoculares Hunter 7x50
Bresser Hunter 7×50 en astroshop por solo 45€

 

Si buscas unos prismáticos de iniciación con estas características, te recomendamos los Bresser 7×50, que puedes conseguir en AstroShop por unos 45€. Pero si buscas más calidad, puedes encontrar en Amazon los Nikon 7×50 a un precio insuperable.

Para uso esporádico y con buen pulso: 12×60

Si tienes fuerza y buen pulso, quizá puedas incluso apostar por un modelo algo más grande como unos Celestron SkyMaster 12×60. Pero ten en cuenta que en este caso el peso es superior, 1.100 g, por lo que será recomendable hacer observaciones más cortas para descansar nuestros músculos.

Para usar con trípode: 15×70 o 20×80

Si quieres unos grandes prismáticos y no te importa usar un trípode, puedes dar el salto a unos buenos 15×70 o 20×80. Este tipo de prismáticos ya son equipos algo más avanzados y el coste va a ser mayor porque, además del prismático, necesitaremos un buen trípode (y con buena altura!) y un adaptador.

Omegon Binoculares Nightstar 20x80
Prismáticos Omegon 20×80 a la venta en Astroshop por 149€

Si buscas unos prismáticos gigantes a buen precio, echa un vistazo a estos Omegon 15×70 o 20×80.

Para ver constelaciones: 2.1×42

Para los aficionados más avanzados, exigentes o curiosos, os hacemos una propuesta algo diferente. Si quieres unos buenos prismáticos pero buscas algo distinto y te encanta tumbarte a ver las estrellas, te recomiendo estos Omegon 2.1×42.

Hace poco hicimos una review detallada de estos prismáticos Omegon 2.1×42 y os animamos a probarlos. Son unos binoculares diseñados para ver grandes campos de estrellas y disfrutar de las constelaciones en todo su esplendor. Un complemento ideal para principiantes o aficionados avanzados que quieran disfrutar de la visión del cielo estrellado.

Para los que quieren más: ¡prismáticos estabilizados!

Si quieres ir un paso más allá, echa un vistazo a estos prismáticos Canon 10×42 IS. Unos binoculares estabilizados tope de gama que son una auténtica maravilla. Los he podido probar en un par de ocasiones y solo puedo decir… ¡ojalá tuviera ese dinero para unos prismáticos!

Y tú, ¿con cuáles te quedas?

¡Recuerda! Si realizas la compra a través de estos enlaces, nos llevaremos una pequeña comisión sin que a ti te cueste más. Gracias por ayudar a mantener nuestra web.

Efemérides astronómicas de marzo de 2024.

Efemérides astronómicas de marzo de 2024.

Hola de nuevo y bienvenidos a todos a las efemérides astronómicas de marzo de 2024. Poco a poco nos hemos ido acercando la primavera, que ya está a la vuelta de la esquina. Aunque, en términos astronómicos y de horas de luz, no encontremos diferencias respecto a años anteriores cada vez es más evidente el […]

Efemérides astronómicas de febrero de 2024

Efemérides astronómicas de febrero de 2024

Hola de nuevo y bienvenidos a todos a las efemérides astronómicas de febrero de 2024. Como supongo que todos sabréis este año el mes de febrero nos trae 29 días, ya que 2024 es un año bisiesto. Dado que es algo que guarda bastante relación con algunos fenómenos astronómicos, y con cómo los humanos hemos […]

Auroras boreales: ¿Es 2024 el mejor año para verlas?

Auroras boreales: ¿Es 2024 el mejor año para verlas?

Si ver auroras boreales está en tu lista de deseos, estás de suerte: el 2024 podría ser el mejor año para hacerlo. Pero ¿por qué decimos esto? ¿Dónde recomendamos verlas? ¿En qué fechas? ¿Por qué es el mejor año? Ver auroras boreales no es fácil. Sin embargo, estando en el sitio adecuado y en las […]

Categorías

banner-blog-astroaficion

Descargables

3 comentarios

  1. Buenas! En primer lugar, os quería dar la enhorabuena y las gracias por la información clara y concisa. He estado leyendo varios de vuestros artículos estos días, ya que el finde pasado volví a disfrutar, incluso con luna llena, de un cielo estrellado después de bastantes años (lo que tiene vivir en Madrid) y me ha entrado el gusanillo por aprender un poco más. Llevo desde entonces informándome sobre todo de las características óptimas de prismáticos para la observación astronómica para adquirir unos (de primeras ni me planteé un telescopio porque no sabría dónde guardarlo en casa) y he quedado muy sorprendido, para bien, con toda la información que hay relativa a la observación con binoculares, no pensaba que fuese algo tan común.

    No obstante, hay algunas cuestiones que no acabo de tener claras, os agradecería enormemente si me las pudierais aclarar:

    1. Dado que soy un absoluto neófito y apenas sé identificar cuatro constelaciones (literalmente), creo que me interesarían unos prismáticos con un campo de visión lo mayor posible para no perderme al observar, de otra forma que no sé si quizá me pudieran interesar unos 8×40 mejor que unos 10×50. ¿La diferencia en el tamaño del campo es apreciable? ¿La ganancia de amplitud es de calidad? ¿Compensa la ganancia de amplitud la pérdida de luminosidad? Entiendo que seguramente no habrá una respuesta absoluta ya que dependerá mucho de la calidad óptica del prismático, pero quizá me podáis orientar un poco. En ese sentido, mi idea es comprar algo de calidad pero sin gastar una fortuna, por lo que he visto en caso de comprar unos 10×50 me decidiría por unos Nikon Aculon.

    2. Teniendo en cuenta que vivo en Madrid y que en general mis observaciones serán más generalmente en zona periurbana (descontando salidas de vez en cuando, al final lo más común será hacerlo en zonas cercanas), ¿por vuestra experiencia, en esas condiciones se apreciaría la diferencia con la observación a simple vista? Quiero decir, tampoco es mi idea invertir algo si luego para el uso más común que pretendo darle no voy ser capaz de observar más que unas pocas estrellas.

    3. Respecto a la pupila de salida, entiendo la explicación que dais pero veo que hay bastantes modelos con pupilas mayores a 7mm. ¿Es porque esos modelos están pensados para otros usos y no son apropiados para observación astronómica? Y preguntando más particularmente por los binoculares 2.1×42 que mencionáis en el artículo, entiendo que la pupila de salida es de 20mm. ¿En ese caso no se desperdiciaría mucha luz que no podría entrar en el ojo? ¿Quizá el diseño difiere en este caso y por eso se producen las aberraciones que comentáis? Pregunto específicamente por ellos porque me han parecido curiosos y quizá en el futuro me plantee adquirir unos.

    Bueno, sólo me queda disculparme porque el mensaje me ha quedado mucho más largo de lo que pretendía. Más que nada, quiero empezar con buen pie y a partir de ahí ir avanzando poco a poco.

    Gracias y un saludo!

    1. Hola, David. Muchas gracias por tus palabras. Espero poder ayudarte.
      Entre unos 8×40 y unos 10×50 yo lo tengo claro. Sin duda, los 10×50 te van a dar más luminosidad y los va a poder disfrutar más, sin que ello suponga un peso y volumen excesivo. Para astronomía, unos 10×50 son un acierto seguro. Pero no dejan de ser prismáticos, es decir, te van a servir para ver grandes cúmulos de estrellas M39, NGC884, M45, M44 y alguna nebulosa como M8 o M42 o la galaxia M31. Pero no te van a servir para ver planetas con detalles ni disfrutar de objetos pequeños y compactos como el cúmulo de hércules o la nebulosa del anillo. Para esas cosas, sin duda, necesitarás un telescopio. Y si todavía no estás decidido a comprarte uno, te recomiendo que te vengas a alguna de nuestras salidas de observación. Seguro que así vas aprendiendo a reconocer constelaciones, conoces gente con tus mismos intereses y disfrutas observando el cielo con equipos que están al alcance de pocas personas.
      Por último, la pupila de salida por encima de 5mm hace perder luminosidad, es lógico. Pero también hace que sean más cómodos porque puedes permitirte mover el ojo con mayor libertad sin que la imagen desaparezca. Piensa que si tienes un cono de luz más grande que tu pupila, puedes mover tu ojo y la imagen no va a desaparecer. Y eso es algo que en el caso de los 2.1×42 es importante, porque ofrecen tantísimo campo de visión que para verlo entero tienes que mover el ojo de lado a lado.

      1. Hola. Gracias por la respuesta, me ha aclarado bastante las dudas. Soy consciente de que unos prismáticos dan para lo que dan y que para ver detalles se requiere un instrumento más potente, en ese sentido creo que no llevo unas expectativas muy altas. En cualquier caso, ya tenía pensado apuntarme a alguna de las salidas que organizáis, tanto por aprender como por experimentar la sensación de observar por un telescopio, en cuanto me cuadre un poco el calendario seguro que me apunto! Gracias de nuevo por las aclaraciones y un saludo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *